viernes, 27 de junio de 2008

Rascatero,a

(Adj. De rasca = dícese de quien está al borde de la indigencia. La palabra "rasca" es un adjetivo que se toma de la expresión "rascar el fondo de la olla", en señal de maximizar el aprovechamiento de un alimento)

Persona que acumula pequeñeces innecesarias.

El rascatero se lleva sobrecitos de azúcar o de mayonesa de los bares y cafés. Rebusca entre los restos de la comida de una fiesta y se lleva las sobras y las botellas que todavía contienen un décimo de bebida. También acumula papeles que están sin escribir de un lado para usarlos como borrador. Si va a un local de comidas rápidas, se sirve muchas servilletas y sorbetes para gaseosa, y los guarda en su bolso o cartera. El rascatero encuentra una tuerca en la calle o un paraguas destruido, y se siente en la ineludible obligación de buscarle un destino provechoso. Siente un enorme placer en hacer acopio de todas aquellas cosas que los demás dejan de lado.
Para un rascatero, un nedricto es un objeto pleno de utilidades.

Lo curioso es que el rascatero jamás se llevaría una botella de vino si la botella está llena y sin abrir. Tampoco sería capaz de atesorar servilletas de papel si éstas vienen en una bolsita que está cerrada. El rascatero siente que, si el objeto sobrante no fue usado, él no lo merece. Él sólo se siente dueño de lo que otros consideran desperdicio.

En otra acepción relacionada, se llama rascatero al hombre que elige a una mujer sólo porque los demás la dejan de lado. Si el rascatero es un chapalocas, es probable que se quede con una mujer con graves problemas de sociabilidad. (Esto vale, claro, para el término femenino: la rascatera elige a un hombre "porque no le queda otra", y este hombre puede formar parte de su aura chapalocos)

7 comentarios:

unServidor dijo...

Pucha, esto da para Tratado.
Me siento rascatero en un 60%... no me llevaría el plastiquito del medio de la pizza que trajo el delivery, pero he juntado cosas de la basura para hacer artesanías o arreglos caseros, y no puedo pasar junto a un contenedor sin mirar qué cosas tiraron dentro.

Los quinólogos bien saben que Mafalda truncó la vocación rascatera de Felipe.

Jorge Mux dijo...

Unser: soy exactamente igual que usted, y recuerdo la tira en la que Felipe junta un tornillo y le dice a Mafalda: "Todo sirve para algo", y Mafalda le retruca: "Pero nada sirve para todo", y luego Felipe arroja el tornillo.
De hecho, pensaba todo el tiempo en esa tira mientras escribía la definición.

The Bug dijo...

Lo que abundan son los blogs rescateros.
Y además recuerdo mi época de colecciones innecesarias: cucharitas de helado, clavos dobleados cualquier otra cosa sin valor que cupiera en el bolsillo.

igor dijo...

Mi abuelo guardaba en diferentes cajones de su armario, cosas propias, rotas y completamente inútiles: fósforos usados, ballenitas rotas, corchos, chapitas, botones rotos, pilas gastadas, hojas de afeitar oxidadas y así. ¿y? bueno, es una manera de ser Rescatero ¿no? Hola? Hola! Jorge! ¿Jorge? ¿Me escuchás? Bueno, me voy a hablar con la grabación de la radio Caracol. Un abrazo grande, y no abandone la zona de monstruos, mire que somos muchos, que seguimos merodeando por ahí, cerca, muy cerca, babeándonos y pidiendo...cereeebrooos!! cereeeebrooos!!

Rapote dijo...

Cuando leí el vocablo pensé que iban a hablar de mi vecino Edgardo que era un rascatero en el sentido mas literal de la palabra que puedan encontrar:

El tipo tenía teros y los acariciaba. Y también les rascaba la cabeza...

Nosotros, unos pibes de colegio salesiano, esperábamos -medianera por medio- que el tipo se las tomara para adentro de su casa (los teros estaban en el fondo) para tirarles con bolitas de paraíso impulsadas por el ruloglobo (arma casera fabricada con un rulero y un globo).

Hasta que un día mi viejo cometió el error de regalarme un Mahely Master 5.5mm...

Todavía -y han pasado muchos años- me remuerde la croqueta el genocidio avícola cometido.

Bueno, me fui por las ramas del paraíso...

Yo sólo soy rascatero -si califico por tan poca cosa- de un producto: escarbadientes ensobrados.

Me los meto en un compartimento e la billetera destinado a tarjetas de crédito y los guardo para un uso loable.

Saludos,
Rapote

PD: Excelente su Exonario Sr. Mux.

Rapote dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Rapote dijo...

En el comentario anterior puse "-...e la billetera..." porque me comí la "d", y no por hacerme el telúrico...