lunes, 5 de marzo de 2007

Dolicatroli


Hombre joven, torpe en sus movimientos y en sus relaciones sociales. Suele tener anhelos imposibles, ilusiones absurdas y muy buen humor. Siempre es ayudante en alguna actividad manual especializada, y sus errores en esa actividad provocan los enojos de su patrón. Por esta razón, cambia de trabajo muy a menudo.

Por extensión, se llama así a cualquier persona que no puede conservar su empleo a causa de errores insólitos y a menudo fatales: no poner el despertador a la hora adecuada; dejar caer una sandía desde una altísima obra en construcción - eventualmente matar a un compañero-, o no ir a trabajar creyendo que es domingo, cuando ya es lunes.

El dolicatroli abandona sus estudios a una edad temprana (normalmente, antes de finalizar el ciclo primario/ EGB) y en la adolescencia conoce a una mujer con la cual (por un descuido) tiene uno o dos hijos.

1 comentario:

Juanchi dijo...

Siempre me ha costado conservar mi trabajo, igual he tenido una suerte bárbara. Me puse, che, a laburar acá en la municipalidad en la secretaría de cultura, ganaba re bien, y entonces me dije, juancito, ponete a hacer el secundario. Y sí, nunca lo terminé, pero me enamoré en el nocturno. En la muni casi no me dejaban hacer nada, todos los días hacía café y cebaba mate, un día ayudé a pintar la oficinita de recepción y por esas cocas que pasan me hice amigo del chueco díaz, me hice pintor carajo!, dejé de ir a la muni, estuve tres meses con el chueco hasta que me empezó a pagar algo. Al año y medio se jubiló mi tía y a los meses me dejaron de pagar en la muni, hacía como dos años que no pisaba. Así que les hice juicio porque no me había pagado los atorrantes las asignaciones familiares por las tres nenas, ni por el casamiento, ni me habían dado nunca aumento. Recién el año pasado me pagaron, me dieron poquito más de 20 lucas los miserables!! Me hacían bastante falta, porque me había tropezado con la escalera en la que estaba el chueco y se había quebrado un brazo, me echo a la mierda. Estuve el vulcamoia unos meses, también me echaron porque llegaba tarde. Estuve laburando a la noche en la gomería que está cerca de la estación, duré casi seis meses, pero un día me re dormí, unos chorros me afanaron tres cubiertas completitas y por eso el jefe me mandó a cagar. Por suerte, no me gustaba laburar a la noche. Ahora estoy otra vez en la muni, pero en mantenimiento, gano menos que antes, dos lucas y algo, y tengo que laburar cuatro horas sí o si todos los días, pero bue, es lo que hay.