lunes, 19 de febrero de 2007

Discósmico, ca

(cosmos: orden)

Objeto o sistema que tiende a desorganizarse en algún aspecto específico.

Por ejemplo, una camisa que se arruga fácilmente; una persona que se despeina ante la mínima brisa o un gato que, cuando sale por los techos, indefectiblemente se extravía.

Usos: "tengo un cabello discósmico" (lo diría una persona que no puede peinar su cabello); "No puedo ir al casino, soy discósmico para el juego" (el juego desorganiza la vida y la psiquis hasta convertir a alguien en un adicto). "Yo soy muy racional, pero cuando la veo a ella entro en discosmia" (aquí se da un uso sustantivo; se desea significar que 'ella' es el elemento caotizador de la vida de quien dice esta frase) "Siempre engordo en los glúteos; es que tengo discosmia" (la obesidad tiende a hacerse más notoria en ciertas partes del cuerpo: allí donde más se manifiesta, está presente la discosmia)

4 comentarios:

Luigi dijo...

AJJAJAJAJAJJAJAJAJAJJAAJAJJAJAJAJJAAJ AJAJAJJAJAJAJAJJAJAJAJAJAJAJ JAJAJJAJAJAJJAJAJJAAJ

Mi Tractatus es un poco discósmico al final del libro me re enredé. Y bueno... estaba en las trincheras.

ludwig? dijo...

Excelente aporte, Jorge, porque "discómico" no es lo mismo que "caótico".

La limitada inteligencia de Luigi no parece entender esta clara distinción. Se puede denominar discómico al proceso de escribir un libro, pero una obra como el Tractatus no es discómica, dado que puede estar desordenada, pero no tiende al desorden.

Además hay otro anacronismo lamentable, la primera guerra mundial no fue igual que la segunda, no había trincheras en el frente ruso en que se escribió el Tractatus. ¡Chupáte esa mandarina!

Mantis dijo...

Hay algunos billetes que son discósmicos. Los pone uno en la billetera y se resisten a quedar acomodaditos como el resto, dejando siempre asomada una puntita, o doblado un borde.

Son los que uno -ordenado y conservador- termina usando cuanto antes.

Saludos. Y felicitaciones por la vida útil del exonario.

mantis atea dijo...

Eso es! Billetes discómicos! Tal vez sean molestos, pero no como mi discomia testicular.