viernes, 23 de marzo de 2012

Pocerbo

(Sustantivo masculino. Del latín paucus = poco y acerbus = injuria, violencia. Contracción de pocicerbo)

Hecho irrelevante por el cual alguien se siente ofendido.

Nunca sabremos por qué la vecina dejó de saludarnos o en qué momento le empezamos a caer mal a la hija del almacenero. Si repasamos en nuestra memoria, jamás hubo un suceso que ameritara el silencio al que nos someten. A veces tenemos ciertos indicios escasos e insuficientes: la bibliotecaria dejó de sonreirnos después de aquel comentario sobre los calores extemporáneos del mes de marzo. La consuegra no volvió a enviarnos tarjetas de navidad después de que no le contestáramos un correo electrónico a su sobrino nieto. El vendedor de fiambre esquiva nuestra mirada luego de aquella vez en que nos vio comprando salame en el supermercado. En esos casos nos preguntamos: ¿Son suficientes esos hechos para cortar una relación cordial? ¿Puede alguien ser tan susceptible? A veces debemos concluir que sí, que mucha gente es capaz de ofenderse incluso por nuestra forma de caminar. Por eso se suelen escuchar estos argumentos: "No le hablo más a María porque se andaba haciendo la linda por ahí". "Miralo a Pedro. No me lo banco más desde que se hacía el canchero pasando con la bicicleta por mi casa y saludándome". "José es un buen tipo, pero el otro día empezó a decir no sé qué huevada sobre que hay una gotera en su casa. Me hinchó las pelotas y no le contesto las llamadas"

Por supuesto, si le señalamos a alguien que la razón por la que se ofende es irrelevante (es un pocerbo), se sentirá aun más ofendido.

4 comentarios:

Lily de Venus dijo...

Conchale, sera una cuestion de cambios hormonales? o como tu dices exceso de susceptibilidad?

Paz dijo...

Al fin llego al post más adecuado para explicarle que, a riesgo de que lo considere un porcebo, mi silencio de ahora en más en el salón de clases de debe al post de "Matemaquia", sospechosamente coincidente con mi perseverante teoría acerca de la relación íntima entre Sócrates y Platón.
Saludos

Jorge Mux dijo...

Paz, aunque no me creas, no existe ninguna relación entre tu participación en la clase y ese post. "Matemaquia" estaba preparado hace meses, escrito en el borrador del blog, y todo lo que hice fue actualizarlo.

Rodrigo G. dijo...

Creo que la Matemaquia trae sus beneficios al entrecruzar conceptos que estaban insospechadamente relacionados. Igualmente he sido un Matémaco o como se diga, y ahora siento verguenza, me acuerdo y me digo: -pero qué pelotudo...
Los pocerbos suceden y son espejos de nuestra pequeñez, arrogancia y/o envidia.
Jorge acabo de conocer tu blog y la verdad que te felicito. Hace rato que no leo algo tan inteligente en internet.